Volaris anuncia su nuevo división de vuelos ultraeconómicos

Debido a la alta demanda de viajes en avión y a lo caros que salen, la aerolínea Volaris anunció que, gracias a un convenio con el gobierno –mediante el cual los impuestos por volar les serán reducidos al mínimo—han podido establecer una nueva división, que será la Ultraeconómica, misma que comenzará a operar a partir del próximo mes en los principales aeropuertos del país.

Dicha división estará inspirada en otras formas de transporte, que han demostrado poder laborar con un mínimo de inversión, y que serán la base de lo que pronto veremos disponible.

“Primero que nada, eliminaremos la numeración de los asientos, de modo que los pasajeros ocupen un asiento según vayan entrando”, dijo en rueda de prensa la licenciada Mary Posa Aeróstato, titular de Volaris Ultraeconómica. “En caso de que no haya lugares disponibles, el avión contará con tubos a los largo de los pasillos, para que los pasajeros se puedan sujetar y viajar de pie con el mínimo de molestias”.

Pero eso no es todo, pues la licenciada Posa adelantó que Volaris Ultraeconómica ya firmó un joint-venture con Productos de Alta Calidad. “Ellos venderán no sólo las tortas y los Frutsis para los pasajeros, sino también una gran cantidad de productos para hacer el viaje de todos los pasajeros lo más agradable posible”, dijo sonriente.

— ¿En qué otras áreas se está ahorrando, licenciada?

— En todo lo más posible. Ya eliminamos sobrecargos y mucho del gasto de boletaje. Ahora el pasajero le pagará al piloto su pasaje conforme vaya abordando el avión.

Volaris Ultraeconómica, cuya existencia se debe a que la empresa obedece a la ley (“la ley de la oferta y la demanda”, a decir de Posa), ya traza sus rutas de vuelos, pero no habrá ninguno directo, todos serán multidestinos, y en cada aeropuerto bajarán y abordarán pasajeros. La licenciada Posa puso un ejemplo: “La ruta México-Monterrey saldrá del Distrito Federal, hará parada en el aeropuerto Hermanos Serdán, de Puebla, de ahí se irá a Cuernavaca, luego a Toluca, luego a Uruapan, luego escala rápida en Pachuca, y de ahí en corto a Tamuín, seguido de San Luis Potosí, de Matehuala y finalmente la terminal, Monterrey”.

O sea, la ruta será algo así.
O sea, la ruta será algo así.

Tras ello, el mismo avión cubrirá la ruta de regreso. “Será un viaje rápido. Algo así como quince, dieciocho horas. Todo un lujo si tomamos en cuenta que por autobús cualquiera cubriría la misma ruta como en 45 horas”, añadió orgullosa Mary Posa.

Advertisements