Borrar un grafiti será considerado como un atentado a la libertad de expresión

Advertisements