Los niños podrán demandar legalmente a sus padres si son castigados

Atención, padres de familia modernos. Si ustedes tienen pensado no dejar salir a su hijo a una fiesta, retirarle el uso del celular hasta que mejore sus calificaciones, quitarle el cargador del XBOX hasta que se tome su chocolate e incluso obligarlos a hacer tareas escolares o domésticas, es mejor que lo piense dos, tres, cuatro veces, pues la Cámara de Diputados está por aprobar una nueva ley con la que los menores de edad podrán demandar penalmente a sus padres por cualquier tipo de castigos y represiones, según se dio a conocer el día de hoy.

“Estamos buscando ponernos a la vanguardia en la defensa de los derechos de los menores”, declaró la diputada Zoila Maas Piedra, impulsora de esta ley. “Por ello les estamos dando la oportunidad de que, en ciertos casos, puedan proceder legalmente como adultos”.

De acuerdo a la Maas Piedra, los pequeños podrán entablar demandas penales por daños a nivel emocional en el momento en que ellos lo consideren conveniente: “Si un padre decide abusar de su autoridad, será posible que los hijos se defiendan con todo el peso de la ley”.

— Pero eso implicaría que tendríamos que confiar en el criterio de los niños en cuanto a qué es abusar de la autoridad, ¿no es así?

— Los niños sabrán distinguir. Cada vez son más inteligentes. Además, los padres deben de saber que hablando con ellos les pueden demostrar cuál es la conducta correcta y que no siempre va a estar Chabelo para enseñar buenos valores, por lo que los castigos son innecesarios.

— ¿Cómo evitar que un adulto bloqueé una queja infantil a las autoridades?

— Serán las denuncias de una forma muy directa para ellos, poniendo un botón de emergencia en sus juguetes, celulares o aparatos comunes.

— ¿Por qué proponer esta ley? ¿Usted sufrió maltrato o algo así?

—  Yo… yo no quiero hablar de eso. No quiero. No, no podría. ¡Que no, que no! ¡Déjenme en paz! ¡Déjenme!

Advertisements