Decano de la prensa cáustica y pragmática

¡Escándalo! Quinceañera denuncia a sus padres ante Derechos Humanos

en México Por

Una menor de edad ha levantado una queja en la Comisión Nacional de los Derechos Humanos debido a “las acciones de sus padres”, las cuales, asegura, la han “dañado moral y psicológicamente de manera cañona”. Esto, sin duda, sienta un importante precedente.

Todo comenzó cuando la menor, Britanny Britney Pérez, de apenas 14 años de edad, fue avisada por su madre que ya estaba todo listo para su fiesta de XV Años.

“Mi comadre le dijo que ya había elegido el vestido en el local de un chavo, bien mamey el color del vestido, con reteharto encaje y su crinolina”, nos contó doña Petra Caireles, vecina de la afectada. “Ya la señora de la estética se había comprometido a hacerle un maquillaje que ni el Snapchat tiene”.

Los chambelanes ya habían sido elegidos, entre ellos, el hijo de la dueña del edificio donde rentan, pues dieron su permiso para que la fiesta se llevara a cabo en el estacionamiento del inmueble.

“Los centros de mesa estaban retechulos: Serían unos cisnes hechos de estambre con una velita en el centro, en el mismo color que el vestido de la quinceañera, igual que la faja y el moño de los chambelanes”, agregó nuestra fuente. “Entre la música para el bailongo, estaba el tradicional Tiempo de vals del Chayanne, además de un chachachá que le gusta tanto a la abuela, a quien hay que darle gusto porque fue la que pagó la mitad de la fiesta, pues mi compadre, osease el papá, está entambado por haberse robado un Gansito Marinela en el Oxxo”.

Sin embargo, a la joven quejosa sólo se le permitió invitar a diez de sus amistades, pues todas las mesas ya estaban ocupadas por los invitados de la mamá y por familiares de su papá, que con suerte ese día ya estaría en libertad, porque al parecer el MP no elaboró bien la carpeta de investigación. Esto, después de cinco años preso.

Le preguntamos a la jovencita la razón de su queja ante Derechos Humanos:

“Pues ya te lo imaginas, ¿no, güey? O sea, es que la neta es que yo ni quiero fiesta, eso es naquísimo, ¿ves? Yo lo que quería era que me mandaran de viaje y mi iPhone 7. O sea, no se vale, ¿no?”.

Advertisements

Lo último de México

Ir Arriba